jueves, 17 de marzo de 2011

La cosmogonía del desencanto





Abracé tan fuerte a aquel pobre hámster que acabé haciéndole estallar sus ojos y de su sangre ocular nacieron las estrellas y de sus lágrimas los planetas, de su crujir nació la gravedad y otras ciencias, de sus espasmos la estupidez y el fracaso y al estrujarlo este apretó sus dientes de dolor así fue como nacieron los humanos, aquel apretar de dientes largos junto a las gotas de saliva crearon la vida, sin ni siquiera entender la voluntad del porqué lo había hecho, luego lo lanzamos en parábola a la papelera y el pobre animal desnucándose contra el borde creó la circuncisión en la cual caminarían los hombres por toda la eternidad, el sufrimiento y las mareas se crearon finalmente al morir.

Y así fue como del amor que le tenía quise demostrárselo abrazandole tan fuerte que acabé matándolo y lo peor de todo no fue eso, lo peor fue que todo empezó.

1 comentario :

  1. Es importante dejarle saber a tu mente lo que deseas.LA VERDAD PSICOLOGICA1 Si tus pensamientos han ido creando tu vida cuales son los pensamientos que crearon tus conflictos? Para descubrir esto se utiliza el PRINCIPIO DEL ANALISIS2 Si tus pensamientos crearon tu universo como se cambian los pensamientos cuando quieres mejorar tu VIDA?

    ResponderEliminar